¿Podría el té ayudarte a reducir el estrés?

¿Todos los días te la pasas corriendo de un lado a otro y sientes que no te alcanzan las horas del día para resolver todos tus pendientes?

Por

Si respondiste con un sí, seguramente estás estresada y eso no es bueno para ti.

En estos tiempos donde los días pasan a la velocidad de la luz, necesitas hacer una pausa antes de perder la razón.

Mi recomendación para mantener la cordura y evitar que el estrés te alcance es beber té.

El té es maravilloso, dependiendo del tipo que escojas, puede ayudarte a tener una mejor digestión, a dormir mejor, a despertarte, aliviar males estomacales, relajarte y hasta a deshacerte de toxinas.

te-para-el-estres-destacada

Hay una gran variedad de sabores y tipos, pero si eres nueva en este tema puedes empezar eligiendo entre herbales, frutales, verdes, rojos, negros o blancos.

te-para-el-estres-foto2

Lo importante es que escojas uno o varios favoritos, que verdaderamente disfrutes.

El segundo paso es volver esta pausa para tomar el té un ritual.

Y con ritual me refiero a que sea un momento donde nadie ni nada pueda molestarte, ni tus pensamientos.  Un momento donde puedas meterte en una burbuja, el tiempo y a la hora que tu decidas. Puede ser por la mañana, a medio día o por la noche.

Lo importante es que puedas sentarte y con calma hervir el agua, tomar tu taza favorita, sentarte en tu lugar favorito, preparar tu té, respirar y solo concentrarte en el momento presente.

te-para-el-estres-foto3

Para ayudarte a disfrutarlo, piensa y siente su temperatura, su aroma, color, sabor.  Tómalo entre tus manos, bébelo poco a poco. Disfrútalo, piensa como recorre tu cuerpo, respira profundamente.

Verás que si eres constante obtendrás buenos resultados, vivirás menos estresada porque digamos que este ritual es un tipo de meditación que hará que tu mente se relaje y esté preparada para enfrentar de mejor forma tus actividades diarias.

te-para-el-estres-foto4

Yo lo he hecho diariamente durante un año, y te aseguro que mi vida ha mejorado considerablemente, además me he vuelto adicta a los tés y sus beneficios.

¿Te animas a incluir este ritual en tu rutina diaria?  Cuéntame si lo haces.


Encuentra artículos relacionados por:

Tu reacción
  • Me encanta (0)
  • No me gusta (0)

Comentarios